Machupicchu, la gran aventura

Día 41 - Cusco a Machupicchu

7.30 am nos pasan a buscar a Mel y a mi por el hostel para llevarnos hacia la puerta de la agencia de viajes de Machupicchu Express en dónde nos entregan los brazaletes y nos reunen con otros viajeros. Durante el viaje pasamos por campos ondulantes de color amarillento, más adelante vemos cascadas, ríos y selva. Pasamos por los poblados de Ollantantaymbo y Urubamba. En el trayecto subimos la montaña en caminos de un único carril, atravesamos nubes, lluvia e inclusive nieve. Es increible la cantidad de climas conviviendo en un mismo lugar ...

14:30 Paramos en Santa Teresa a almorzar. El pueblo se ve tranquilo y agradable. Venimos retrasados, ya que previamente el bus había pinchado un neumático. Ya llevamos 7 horas de viaje y el día aún no acaba ...

15:25 Salimos hacia Hidroeléctrica a la cuál llegamos una media hora después. Una vez en el estacionamiento de la empresa nos indican que a nuestro regreso tenemos que estar el día siguiente a las 14:45 hs, a más tardar las 15:00 hs.

Comenzamos con Mel nuestra caminata atravesando el puente de la hidroeléctrica y de allí (mano izquierda) caminamos hacia el puesto de control dónde dejamos registrada nuestra entrada. Una vez terminado el trámite nos adentramos en el sendero (mano izquierda) y poco después llegamos hasta las vias del tren. Allí se encuentra detenido una unidad del Perú Rail.

Seguimos caminando unos metros más y un cartel (mano derecha) nos indica el camino hacía Machupicchu. ¡Un momento! ¿Qué pasó con eso de que todo el camino es plano? Pués bien, éste pequeño tramo es en subida y no demorará ni siquiera 5 minutos. Para mi sorpresa la dificultad, más allá de la subida, no resulta grande. Una vez arriba nos encontramos con otro tramo de vias, las cuáles seguimos en dirección hacia nuestra derecha.

El camino por la espesa vegetación es increíble. Atravesamos en río sobre un puente peatonal, y si bien a lo largo del camino encontrarán que transitar junto a las vías del tren es peligroso y está mal, lo cierto es que la mayor parte del trayecto está preparado con zonas para transitar. Por momentos mas amplio por momentos más estrecho, lo importante es estar atento; el tren siempre avisa cuando está llegando.

Me resulta muy divertido ver el tren pasar tan cerca y andar haciendo equilibrio sobre los durmientes del tren en los momentos en que el piso bajo nuestros pies se acaba y se suceden cursos de agua. No apto para quienes sufren vértigo.

Se supone que sólo contamos con una hora y media para llegar, ya que, hasta los 18:30 nos estará esperando el guía en la plaza de Machupicchu para llevarnos al hotel.

La caminata es constante y sin descanso. Los sonidos de algún que otro ave y el río que fluye paralelo a las vias del tren nos van acompañando en todo el camino. Mel consulta de cuando en cuando el Google Maps con el fin de saber que tan lejos estamos, y la verdad que la tecnología no siempre es del todo acertada. Un, dos, un, dos, un, dos y la noche de pronto cayó ...

Uno de los tantos cursos de agua junto a las vías del tren ...

Y se nos vino la noche ...

¿Se supone que había que llegar a oscuras? Vaya uno a saber si fue el retraso del bus o qué, pero la noche finalmente llegó. Con linternas en mano el paisaje primero comenzó a transformarse en siluetas curvilíneas y oscuras y luego, simplemente nos tragó la oscuridad ...

Mientras Mel creía que en cualquier momento podría salir un animal a comernos, yo estaba más que divertida con la situación. Realmente no se veía nada y cada paso debía de ser medido. Mel, creo que veo un túnel, dije. Creo que no me creyó hasta que finalmente estuvimos dentro. En verdad se nos hizo largo el tramo. ¿Qué es ese ruido? Creo que algo me tocó, dijo Mel. Quizás sea un tren que viene directo hacia nosotras, pensé, pero obviamente estar encerradas dentro de un túnel, y caminando a oscuras ya era lo suficientemente desalentador como para echarle más leña al fuego. Es agua que cae del techo, respondí en referencia a lo que la había tocado, y respecto al ruido, debe ser algún sonido eléctrico. Convengamos que hacia tiempo que no pasaba un tren y me pareció bastante justa la explicación. En fin, pasaron unos pocos metros más y lo escuchamos claro, era el tren. Nos apegamos junto a la fría pared montañosa y lo vimos pasar. Unos minutos más y nos los hubiéramos encontrado dentro del túnel. Una vez pasado el peligro seguimos caminando y otra vez otro túnel, ésta vez más corto ¡Veo luces Mel! ¡Creo que estamos cerca! dije emocionada. Y si, así fue, unos pasitos más e ingresamos por la estación de trenes de Machupicchu ...

Los restaurantes y hoteles comenzaron a emerger a ambos lados de las vías y antes de atravesar en dirección del río se me ocurrió preguntarle a una persona por la Plaza de Armas, unos breves minutos después, 18:27 hs para ser exactos, sudadas, emocionadas y agotadas llegábamos frente a nuestro guía que poco después nos llevaba a nuestro hotel.

Para las 19:30 hs todos reunidos directo al restaurante en el que cenaríamos con las diferentes nacionalidades y en dónde entablaríamos una charla con unas amigas chilenas que se sorprendieron cuando les hablamos respecto del túnel. OKAY, presten atención. Resulta que al parecer, a poco antes de llegar al pueblo, habría un desvío que lleva al puente que conduce (al día siguiente) hacía Machupicchu. Es decir, no había necesidad de arriesgar el pellejo por los túneles (dos veces) sólo por amor al arte, pero como les comenté, llegamos a oscuras, así que si había alguna señalética, jamás la vimos. 

Día 42 - En la cima del mundo ...

3:15 am nos levantamos para prepararnos. Según la noch. anterior entre las 4 am o 4:20 am a más tardar debiamos de salir del hotel, tanto los que hicieran el trayecto caminando, como aquellos que fueran a tomar los buses que suben a Machupicchu (U$D 24 ida y vuelta, y U$D 12 por uno de los dos tramos).

4 am salimos en dirección al puente que es dónde comienza el trayecto. El primer tramo comienzo siguiendo la dirección del río e iluminadas por las luces del pueblo. Tan solo 5 minutos más tarde estamos en completa oscuridad. En algún momento atravesamos un puente que chilla bajo nuestros pies y luego seguimos acompañadas en todo momento por las luces de las linternas. Lo principal es tener sumo cuidado, ya que llovió y hay barro por doquier. Unos pasos más y vemos luces. Una fila no muy larga se forma frente a la garita del puente. Hasta las 5 am no dejan pasar a nadie. 

¿Les cuento un chiste? Bueno, según las leyendas urbanas (y según las agencias de viaje) resulta que en 45 minutos logras ascender las escaleras que te llevan hacía Machupicchu. Cuentame más. Osea, ¿Qué? ¿Es un chiste? Supongo que la gente tiene mucho sentido del humor o se piensan que somos super humanos, porque del dicho al hecho ... bueno, ya saben ...

Nuestra caminata en fila india comienza, primero en suave pendiente y luego las escaleras. Así bajitas o todo lucen tan inofensivas que yendo tranquilo sentís que la tenés re clara, y luego ¡zas! comienzan a ser más altas y por momento estrechas. Y la selva está tan húmeda y oscura. El cuidado es a cada paso. Los escalones en granito están húmedos y llenos de barro. Es increíble tener la presión de los 45 minutos (ya que, hasta las 6:30 como mucho te esperan allá arriba, después hay que entrar y unirse al grupo dónde sea que estén. ¡Madre mía! ¡Que agotador! No quiero seguir subiendo, sobre todo teniendo en cuenta que mientras más avanzas es como si no hubieras avanzado en absoluto.

45 minutos más tarde tanto yo, como Mel, como los que están en super-mega-estado están tan agitados como nosotras y sólo hicimos la cuarta parte del recorrido. Lo dije una, lo dije, dos y a la tercera Mel estuvo de acuerdo conmigo, abandonamos las escaleras y seguimos por el camino que hace el bus en suave pendiente. Se nos une otro grupito detrás y cada vez que siento un bus venir muevo la luz de la linterna para que no nos lleven por delante. Si bien éste camino alternativo no fue el más seguro (el camino es de un único carril) fue constante. No paramos un momento a descansar, siempre caminando ligero y firme y ya para las 6:30 am estábamos frente a la entrada del Parque Arqueológico Machupicchu, así llenas de sudor, agua de lluvia y toneladas de barro.

La guiada tiene una duración de dos horas, desde la cuál ingresando a los diferentes edificios es posible conocer la história de uno de los imperios más importantes de América. El guía que nos tocó fue de lo más didáctico y amigable utilizando fotografias para mostrarnos las primeras fotografias de Machupicchu documentadas hasta las fotografias de sus descubridores.

Para mi mala racha (ya parezco Sarah con su suerte ... Jajaja), la guiada está empañada por la lluvia y las nubes que van y vienen cubriendo todo a su paso.

Quizás no abré tomado las fotos más nitidas, pero haber alcanzado uno de mis sueños, fue más que suficiente ...

Día 43 - ¿Por qué eres así conmigo?

¡Ah no! ¡Así no! ¿Por qué eres así conmigo? Se supone que es epoca seca y desde que llegué lo único que hizo fue llover ¿y recién hoy te dignas a despertar con un sol radiante? ¿Dónde está el encargado del control climático? ...

Una vez hecho el check-out (aclaro que el día anterior acordamos con Mel pernoctar una noche más en Machupicchu, ya que, sino el día anterior había que descender desde el parque arqueologico, para hacer la caminata de hora y media por las vias del tren (sin contar la bajada de una hora desde las ruinas), para después tomar el bus de más de 7 horas hacia Cusco), vamos al mercado central a desayunar por la módica suma de $5 soles (chocolate caliente más un sandwich de jamón y huevo) y de allí a tomar unas fotos del pueblo para seguir camino hacía las cascadas, ya que, el día interior había visto un cartel de camino al puente.

Al principio no lo notamos, pero las cascadas están siguiendo el curso de las vias en direccion a la hidroeléctrica. Nos demora poco más de 30 minutos llegar a Los Jardines de Mandor. Allí a nuestra mano izquierda una hostal tiene la consesión  de dichos jardines y luego de pagar unos $10 soles y que nos entreguen un brazalete, cruzamos las vias del tren y abrimos las puertas que nos conducen a un sendero llenos de plantas y flores de todo tipo y tamaños. Previamente nos cuentan que llegar a la cascada demora unos 20 / 25 minutos, así que en suave pendiente y a paso ligero caminamos hacia nuestra meta ...

Una hora más tarde retomamos la caminata por las vías del tren, cruzándonos con grupos que van y otros que llegan. A Mel le preocupa que Google Maps le diga que nos faltan casi tres horas para llegar y a mi me preocupa que la humanidad le haga tanto caso a la tecnología antes que al sentido común, teniendo en cuenta que ya habíamos hecho las tres cuartas partes del trayecto...

Para las 13:30 hs estamos a tan sólo unos 15 minutos de la hidroeléctrica y decidimos parar a comer en un restaurante junto a las vias del tren. Por la televisión pasan en partido de Argentina - Nigeria, a lo que le cambio de lugar a Mel para que pueda disfrutar del partido ...

Media hora más tarde partimos tranquilas hacia la pendiente que transitamos con cuidado, ya que la tierra está húmeda, y luego hacia la otra parte de las vias del tren. En un abrir y cerrar de ojos estamos en el estacionamiento y para las 15:30 hs salimos con destino a Cusco. Si bien el regreso es tranquilo, también tiene su toquecito de riesgo, ya que, vaya a saber uno porqué, unos problemitas técnicos hacen que las luces del transfer enloquezcan y se apaguen y enciendan en la oscuridad de la ruta ...

Cerca de las 22:30 nos dejan en la plaza San Francisco, donde caminamos las pocas cuadras que nos separan del hostel. Llegamos alegres de haber compartido nuestro sueño, y más aún, de haber tenido a alguien con quién compartirlo ...

Día 44 - Maravilloso Cusco ...

El día siguiente siguió el tour gastronómico y ésta vez fue turno de comer un menú ($5 soles) en el mercado. El resto del día consistió en esquivar una y otra vez a Paquito (un carismático vendedor de chompas), y de caminar hacía la terminal para averiguar horarios y precios de buses.

Para la noche, Mel y yo nos despedíamos después de haber sobrevivido a túneles, trenes, escalinatas empinadas y vendedores insistentes. Mel parte hacia su nueva aventura en La Paz, Bolivia, y yo mañana en la noche hacía Arequipa, la ciudad blanca de Perú.

Tips y recomendaciones ...

  • Ticket Machupicchu: Si no piensan hacer Huayna Pichu y montaña (que requieren ser comprados con varios meses de antelación), les recomiendo comprar su ticket al llegar a Perú ¿A que se debe? Pues dejenme decirles, que por esas casualidades de la vida y porque mi tarjeta tiraba error no pude comprar mi entrada desde Argentina y es aquí dónde aplica el por algo pasan las cosas. Creo que fue lo mejor que me pudo pasar ( de entre la larga lista de cosas buenas que me pueden pasar) y es que a cuando consulté via internet cuanto me costaba el ticket sólo para Machupicchu me pasaron USD 77 (sin contar la comisión de la tarjeta), otros me pasaron USD 81 y el más económico había sido por medio del Bnaco de Perú a USD 61. Imaginense mi sorpresa cuando termino comprando mi entrada a ¡USD 45! Es increíble la diferencia tan grande entre comprarlo desde el exterior y comprarlo en Cusco. En fin, lo dejo a su criterio.

  • Guias: Es obligatorio entrar con guia. En las afueras de las taquillas tendrás guias ofreciendo sus servicios. No sabría decirles cuál es el costo, ya que contraté un paquete turistico (bastante accesible) que detallaré más adelante.

  • Bus hidroeléctica: Parte desde Cusco 7:30 am y a la vuelta a las 3 pm. Los precios rondan los $30 por tramo.

  • Paquete turísticoPor la suma de USD 50 tienen bus ida y vuelta hacía la hidroeléctrica+almuerzo en Santa Teresa+una noche de hotel+cena+vianda desayuno+ guía en Machupicchu. Teniendo en cuenta de que el bus hacia la hidroeléctrica ida y vuelta son casi USD 20, está bueno después de semejante viaje tener resuelto el hotel, las comidas y guiada.

  • Perú Rail: Es el modo rápido, pero también más caro para llegar la pueblo de Machupicchu. USD 130 por viaje de ida y vuelta viajando en el día.

  • Repelente: Para mi fortuna no fui atacada por una orgía de mosquitos, pero eso no quita que los hubiera y muchos.

  • Linterna: Ya sea hagan la caminata por las vías del tren o de ascenso al Machupicchu, es infaltable una buena linterna teniendo en cuenta de que harán varios tramos en absoluta oscuridad.

  • Ropa: Si suben caminando no hay necesidad de ir tan abrigados. Con una remera y campera rompe vientos alcanza y sobra. El clima es húmedo y enseguida entran en calor.

  • Calzado: ¿Me creerían si les digo que he visto gente con botas y sandalias? Independientemente de que lleguen a Machupicchu en tren y luego suban en bus, no es un lugar para transitar con calzado no apto. Las piedras son de granito y están húmedas (al menos cuando me tocó ir) y resbalosas. Evitemos accidentes innecesarios.

  • Provisiones: Si realizan el camino a lo largo de las vias no necesitan recargarse de agua y comida. Cada pocos kilómetros hay paradores dónde encontrarán aguas, frutas y demás provisiones.

Para seguir los post en orden cronológico

 Inicio de viaje: 03/05/2018

Parte 1........ San Miguel de Tucumán - Tucumán

Parte 2 .................. Cerro San Javier - Tucumán

Parte 3 ................ Amaicha del Valle - Tucumán

Parte 4....................................... Cafayate - Salta

Parte 5 ................ Ruinas de Quilmes - Tucumán

Parte 6 ............. Cafayate (modo low cost)- Salta

Parte 7................................. Salta Capital - Salta

Parte 8............ Quebrada de Humahuaca - Jujuy

Parte 9............................................ Iruya - Salta

Parte 10 ..................................... Potosí - Bolivia

Parte 11....................................... Sucre - Bolivia

Parte 12 ............................ Copacabana - Bolivia

Parte 13 .............................. Isla del Sol - Bolivia

Parte 14 ......................................... Cuzco - Perú

Parte 15 ............................. Machupicchu - Perú

Parte 16 .................................... Arequipa - Perú

Parte 17 .................................. Cajamarca - Perú

Parte 18 .............................. Chachapoyas - Perú

Parte 19 .............................. Leymebamba - Perú

Parte 20 ....................................... Juanjui - Perú

Parte 21 .......................... Cusco (Parte II) - Peru

Parte 22. ........................ Cusco(Parte III) - Perú

Parte 23............................ Ollatantaymbo - Perú

Parte 24 ........................... Sao Paulo - SP- Brasil

Parte 25 ...............................Viçosa - MG - Brasil

Parte 26 ....... Ouro Preto y Mariana - MG -Brasil

Parte 27 ................. São João del-Rei - SC - Brasil

Parte 28........ Tiradentes y Bichinho - MG - Brasil

Parte 29 ........................... Blumenau - SC - Brasil